escuela_felix_jimenez_requenaLa Escuela Félix Jiménez de Requena participa activamente en su municipio mediante la colaboración con diferentes asociaciones de carácter social y asistencial de Requena así como con otros centros de enseñanza Primaria y Secundaria.

La diputada de Bienestar Social y Educación, Mercedes Berenguer, apuesta por la opción diferenciadora de este centro educativo. “La Escuela de Capataces de Requena ha conseguido dos de los retos más importantes que una escuela puede llegar a plantearse, como son conjugar de la manera más eficaz posible las tareas de formar buenos profesionales con la implicación de la comunidad educativa en el tejido social de su municipio”.

Los alumnos de esta escuela han realizado diferentes actividades de participación comunitaria, como aportaciones de árboles para ambientalizar el IES de Requena, visitas guiadas para el CEIP Alfonso X El Sabio, la construcción de un pequeño jardín con huerto en la sede de la Asociación de Enfermos de Alzheimer, el acondicionamiento de jardines de la Unidad de Conductas Adictivas del Hospital de Requena y del de Cáritas o la colaboración anual del alumnado y profesorado de la escuela con el propio Ayuntamiento de Requena en la organización del Día del Árbol.

Mercedes Berenguer ha asegurado que “en este tipo de actividades todo son beneficios”, ya que permite a los alumnos construir, mantener y poner en práctica sus conocimientos y manejo de técnicas, infraestructuras y materiales, así como comprobar sus buenos resultados. Estas colaboraciones también permiten participar activamente en la mejora de los espacios de esparcimiento de asociaciones de carácter social y terapéutico, los espacios comunes municipales o de los espacios “verdes” educativos. La mayoría de alumnos pertenecen a la especialidad de Técnico Medio Forestal, pero en muchas ocasiones participan los alumnos de todas las especialidades del centro.

La diputada de Bienestar Social ha valorado positivamente el carácter singular de esta escuela de la Diputación, que “permite, a diferencia de otros centros similares y gracias a su dotación de infraestructuras y medios y a la cualificación de su profesorado, este tipo de proyectos sociales que otros centros no pueden realizar”.

Se otorga así un valor añadido, ha asegurado Berenguer, que pone de manifiesto el enorme potencial de esta escuela, de gran arraigo y tradición en la comarca y fuera de ella, y cómo puede llegar a desplegar todas sus posibilidades en la participación comunitaria en su entorno más cercano.